Telenovela en la serranía

“Entra en mi vida, yo te lo ruego”

La rutina de la tarde se desenvolvía en armonía. Tras pasar las tardes escuchando música viejita y terminar la partida correspondiente subíamos al cuarto de mi abuelita para ver la telenovela de las ocho.

¿Qué hacía yo viendo telenovelas? Ciertamente nunca fui aficionado a este género televisivo y hacía tiempo ya que me había emancipado de las transmisiones a una hora específica. Eso de ver algo siempre a la misma hora tenía los días contados, al menos para mí.

Pero no por el momento. Mirar la telenovela con mi abuelita era, curiosamente, una forma que tenía de echar un vistazo a la vida que seguía su curso, mas allá de nuestro retiro en la serranía y en el tiempo. Lo curioso era explicar que intentaba conectar con la realidad a través de una novela. La televisión era de las pocas manifestaciones contemporáneas que se aparecían en aquellos días.

Ella se sentaba en su silla y preparaba su tejido, mientras yo me acostaba en una colchoneta al pie de la televisión. Mi abuelito nos acompañaba también en su silla junto a la ventana.

Entonces comenzaba a escucharse el tema musical de la telenovela y toda la casa se silenciaba, esperando con curiosidad el desenlace de lo que fuese a pasar hoy en la pantalla.

No es mucho lo que recuerdo de la trama, incluso me fui a enterar después que lo que me tocó ver fue de hecho una versión mexicana de “Café con aroma de mujer”. En realidad era poco lo que pudiese yo relacionarme con cualquiera de los personajes, después de todo nadie había hecho hasta ahora una telenovela sobre un muchacho que se va a vivir al pueblo de su abuela por no saber que hacer con su vida ¿o si?

Lo importante era entretenerse, mirar los comerciales y los cortes informativos del noticiero que vendría después. Era el momento de pensar en otros tiempos y en otros lugares.

Y en otras personas.


You may also like...

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.